Perotti, la oposición y el calendario electoral 2023

Política 17 de julio de 2022 Por Darío Schueri - Santa Fe
Omar Perotti junto a su ministro de la producción Daniel Costamagna fue a ver a Scioli para buscar soluciones a las trabas para importar bienes de capital y volvió con promesas de créditos blandos para pymes Mipyme. Mientras tanto, la firma del acuerdo con Nación por el pago de la deuda histórica envalentonó a la oposición.
Perotti con legisladores 1

 “Habrá que esperar unos 30 días y pelearla” dijeron desde la Casa Gris sobre las restricciones al acceso al dólar para importar insumos y bienes de capital (que hoy no hay “porque el campo no liquida sus exportaciones esperando una devaluación, dicen desde el gobierno central).

Perotti lo hizo

Causó malestar en los cenáculos oficialistas de que el Gobernador Perotti había anticipado la foto – dos en quince días - del ideario “Frente de frentes” luego del acuerdo firmado con el gobierno nacional por la deuda histórica por coparticipación ilegalmente detraída, y la posterior reserva por una semana de dicho documento. 

Si bien Perotti, en esa semana de no mostrar el acuerdo, obtuvo cuatro reuniones de ventaja discursiva (con la prensa, el Consejo Económico y Social, los propios legisladores opositores, y jefes comunales e intendente) la oposición se repuso y contraatacó con todo.  

El propio diputado peronista “Cachi” Martínez, aseveró en pleno recinto que hubiera sido más saludable que el Gobernador invitara a la oposición a participar de esa histórica firma. 

Y es ahora el periodista rosarino David Narciso quien señala que “la mala gestión política que el gobierno hace de una buena noticia, fue lo que alentó esas fotos de unidad que hasta aquí no habían conseguido ni los más entusiastas impulsores de un gran frente electoral opositor santafesino”. 

Pero lo hecho, hecho está. Perotti está convencido premonitoriamente (o sea, desde antes de jurar como Gobernador, y lo dijimos “mil veces” en esta columna)  que la oposición, no solo externa, está para ponerle palos en la rueda, y hasta el 10 de diciembre del año que viene actuará en consecuencia. 

El “veredicto de las urnas” de junio del 2023 le dirá si estuvo acertado, o se equivocó de cabo a rabo con ese patrón de pensamiento político y de gestión, ya que no sólo deberá ponerle la banda a uno/a de su mismo signo político sino que, en caso de encabezar la lista de diputados provinciales de su candidato/a (que suponemos lo tendrá) deberá, como Bonfatti y Lifschitz, asegurarle al peronismo – aún si no ganare la gobernación – los constitucionales 28 diputados.

Pullaro desafía a Perotti mientras Michlig atiende el frente interno

Maximiliano Pullaro, el único precandidato de la oposición que hoy recorre la Provincia en pos de llegar a la Casa Gris (“varios amagan, pero nadie se animó a cruzar el Rubicón para enfrentarlo”, azuzan desde su cuartel general, apuntando a Carolina Losada o Pablo Javkin) endureció en los últimos días su discurso contra el Gobernador Perotti, aprovechando los acuerdos firmados con Nación. Quizás estrategas comunicacionales así se lo aconsejaron para adelantarse y marcarles el compás a los que vengan detrás, sea en Juntos por el Cambio o el mega frente ampliado, de cuyo entramado se ocupa el presidente del Partido radical Felipe Michlig, flanqueado por los pretorianos José Corral y Julián Galdeano.

Precisamente ese tándem radical se juntó en Rosario con la cúpula del PDP, cuyo secretario general Gabriel Real se manifestó acorde con avanzar en el “Frente de frentes”; y después con la Coalición Cívica, donde hay mayores resistencias para hilvanar el gran frente, toda vez que Elisa Carrió tiene una actitud proscriptiva hacia uno de principales referentes del socialismo: Antonio Bonfatti. 

Felipe Michlig, emulando a Pullaro, asegura no dar “ninguna pelota por perdida”, aunque tenga que pelearla en el banderín del córner contra Carrió y Federico Angelini, que también tiene sus reparos político-ideológicos hacia el socialismo; aunque el presidente del PRO Cristian Cunha, además de blanquear la precandidatura a Gobernador de Angelini, bajó los decibeles: “Nosotros no ponemos límites a nadie, sólo queremos fijar las reglas de juego para después gobernar, y no darle letra a quienes nos acusan de ser un “gran rejunte para ganar”.

Desde la Gris decidieron salir al ruedo

Desde la Casa Gris fue Marcos Corach, esgrimista político designado por Perotti para cruzar espadas con la oposición, quien salió a cruzar a Maximiliano Pullaro con ácidas ironías en twitter. Corach ya se había ocupado de atender a Pullaro, y a quien sea, en otras ocasiones, mientras su amigo y coterráneo Roberto Mirabella (Corach y Mirabella están junto a Perotti desde el año 1991) recorre departamentos como aspirante a la gobernación, articulando un discurso entre productivista y crítico del federalismo que – vaya novedad – desde 1810 para acá no se nota en el interior del país: “Todo está subsidiado en Buenos Aires con la plata de todos los argentinos”, desafió el diputado nacional. “Por estas asimetrías, a veces parece que Santa Fe, en lugar de estar integrada a un proyecto de país, está anexada. Es inaceptable que tengamos un país donde haya ciudadanos de primera y de segunda. Con el gran aporte que hace la provincia de Santa Fe, con todo lo que invierte, produce y paga de tributos, nos parece injusto que se la trate de esta manera”, se envalentona Mirabella desafiando al alicaído gobierno nacional, en pos de arrebatarle un poco de discurso a Juntos por el Cambio.

La plata o el discurso

“Si la Provincia no accede a coparticipar durante el año 2022 a la totalidad de los municipios y comunas, mediante transferencias en pesos sin quitas de ningún tipo, por el total de las acreencias actualizadas que les correspondan a los mismos, nosotros diremos que Perotti se quedó con la plata de los municipios de la misma manera que la Nación lo hizo con la Provincias”, razonó un alto referente radical.

Se trata de los 20.407 millones de pesos que les corresponden por el 13,43% de coparticipación de los 151.873 millones a cobrar por la Provincia en los próximos diez años, habida cuenta que entre agosto y diciembre, la Provincia recibirá los primeros vencimientos de letras por 26.007 millones de pesos, sugerencia que en su momento le plantearon al Gobernador en La Redonda algunos jefes territoriales (de la oposición), a lo cual Perotti les respondió figurativamente “me encantaría ser los Emiratos Arabes".

¿Por qué Perotti habría de anticiparles ahora los fondos que recibirían en los próximos diez años unos y otros con 8 títulos públicos? (3 letras del tesoro y 5 bonos), se preguntan en la Casa Gris; sobremanera cuando él no fue responsable de que desde el 2006 y hasta el 2015 la Nación (gobernada por el peronismo, es verdad) le retuviera a Santa Fe – y sus municipios y comunas-  el 15% de la coparticipación para el Ansés. 

1.9% de la coparticipación para AFIP: el meandro de la futura discusión

Donde la cuestión no está para nada saldada, es con la detracción del 1.9% de la Coparticipación Federal en favor de la AFIP, decisión del Gobernador Perotti que los opositores rechazaron “en forma contundente” por haber sido “unilateral” y  “a pesar de un fallo que determina que no debe realizarse dicho aporte, lo cual genera una pérdida de ingresos a la Provincia de $ 8.000 millones por año (que irán aumentando año a año), de los cuales $ 1.080 millones corresponden a los gobiernos locales”.

¿Qué sucedería si la legislatura, tal como pareciera ser, lo rechaza? Teóricamente no debería haber problemas, toda vez que el Ministro de Gestión Pública Marcos Corach dijo que “lo que firmó el gobernador es sólo un compromiso de acuerdo, y que si no lo aprueba la legislatura no valdrá de nada”.

¿Y por qué entonces la oposición se empeña en resaltar que la detracción del 1.9% de la Coparticipación Federal en favor de la AFIP “ha sido la condición que impuso el Gobierno Nacional para poder acordar el pago de su deuda por las sentencias de la Corte Suprema”?

Demasiados interrogantes políticos que comenzarán a develarse cuando termine el receso invernal de la legislatura santafesina. Y comience de lleno la etapa de construcción rumbo al 2023.

Te puede interesar