La sociedad argentina ante la duda

Provincia 14/05/2017
El Presidente de la Nación, Mauricio Macri desafió desde la lejana e imponentemente ampulosa Dubai a votar en octubre por el cambio o la vuelta al populismo. ¿Qué es el cambio y qué fue el populismo en la Argentina?
Francia le puso freno democrático hace una semana (con un impresionante nivel de abstención ciudadana) al frenético "populismo de derecha", encarnado por Marion Anne Perrine Le Pen, "popularmente" conocida como Marine Le Pen, del Partido Frente Nacional, votando por el moderado Emmanuel Macrón, ahijado del mundo de las finanzas. 
En el otro extremo, Venezuela se desangra por un fanático "populismo de izquierda", ahora interpretado por el excéntrico Nicolás Maduro, continuador de la zaga bolivariana iniciada por el líder Hugo Chávez.
Made in argentina
La sociedad argentina votó en un 70 % (al 51 % genuino de Cambiemos creemos que habría que adicionarle no menos de un 20 % de votos de ciudadanos que pensaban que Scioli haría más o menos lo mismo que proponía Macri) por el "cambio", que ahora el Presidente llama a revalidar. 
El 1º y el 6 de abril millares de ciudadanos coparon las plazas y boicotearon el paro de la CGT, convencidos de que a pesar de los barquinazos políticos del gobierno y la falta de perspectiva económica, "si seguíamos como antes, hoy seríamos Venezuela". ¿Pensarán lo mismo dentro de cinco meses?
Fin de la impunidad para todos
Las multitudinarias marchas en todo el país la semana pasada en contra del "2 x 1", de las cuales también participaron ciudadanos no ideologizados por la lógica militar - subversión, fue para manifestarse en contra de la laxitud judicial en los delitos y muertes diarias a manos de delincuentes comunes.
El "cambio" pregonado por el Presidente está en marcha en el "consciente colectivo" y no parará. Pero es en todo sentido. Y si Macri no lo puede llevar a cabo, que no le quepa la menor duda que se lo llevará puesto a él; y la sociedad buscará quien lo pueda concretar.
El cambio climático nos asuela por no haber respetado el justo orden universal; La pampa húmeda está siendo víctima de los desmanejos agrícolas y productivos y la avaricia (Laudato Si, el cuidado de "la casa común"). Nada es casual; forma parte de la tercera Ley de Newton de acción y reacción. Lo que humanamente se denomina el libre albedrío: podemos hacer lo que queramos, pero ateniéndonos a las consecuencias.
Motivado por el Ministro de la Producción Luis Contigiani pasó por esta capital el ex- Presidente Uruguayo José "Pepe" Mujica, quien dio una clase magistral sobre la política y humanidad. Cada cual lo podrá encasillar ideológicamente donde mejor le plazca. 
Mujica no dijo nada que no supiésemos; pero viene bien que un "hombre sabio" revuelva el polvo de las conciencias. No se trata de capitalismo o anticapitalismo. Se trata de lo que está bien y lo que no está bien. Y punto. Cuando Mujica afirma que "la palabra competencia destapó las miserias de nuestro ser"; o que "el progreso humano tiene una de cal y otra de arena", tan solo está proponiendo el justo término medio.
El cooperativismo no es malo porque SanCor (en su momento el Hogar Obrero) esté atravesando una crisis financiera inédita por culpa de evidentes desmanejos empresariales, decorados quizás con un tinte de corrupción. 
El progreso científico tecnológico no es malo en buenas manos. Pero podría ser letal, por ejemplo, en poder de iluminados como el presidente norcoreano Kim Jong-un; o de los fundamentalistas religiosos del Oriente Medio.
Acción y reacción. Los precios de la canasta básica no paran de aumentar; ¿son tan solo responsables los insaciables supermercadistas y su codicia ilimitada?. ¿O el gobierno los estimula aumentando los costos de los servicios que naturalmente serán trasladados a precios?. ¿Cómo se detiene la inflación que ya superó las proyecciones anuales del gobierno?.
(una sugerencia oportuna: si beben leche en sus casas acaparen, porque escaseará y los precios serán siderales).
Cuando afirmábamos en esta columna hace un par de semanas que las viejas prácticas, modos y formas de hacer política y sindicalismo quedaron sepultadas, no alucinábamos; la sociedad - tan cínica como sus gobernantes, humanos al fin - ahora reclama por lo que también deberá estar dispuesta a ejercitar: decencia.
De manera tal, es dable pensar que la campaña electoral que se avecina deberá prescindir de estridencias discursivas, agravios, altanerías; pero por sobre todas las cosas, predicaciones con los ejemplos: sea de vida y acciones si son candidatos desde el llano, ó de gestión si de gobernantes se trataren. No habrá lugar para el "verseo" tan culturalmente argentino. Ni para el griterío histérico.
Candidatos moderados, correctos, austeros en todo sentido prevalecerán por sobre los grandilocuentes. Como la gente descree - hace rato - de las promesas de campaña, se guiará por las apariencias y el "afecto societate" que el candidato logre afianzar con ellos. Se posarán las miradas , como nunca antes, sobre los "prontuarios" por sobre las propuestas. Lo cual tambiénno deja de ser temerario a futuro.
Los encuestadores deberán cuidarse muy bien en no equivocar los diagnósticos ante sus clientes. Una sociedad desconfiada y fastidiada es impredecible. 
Quizás no incomode tanto el bache no tapado en una ciudad como la arrogancia del gobernante. Cuando las cosas - económicas y anímicas - no están bien, lo menos que pide una persona es que la traten bien.
A un mes de las listas
12 de junio vence el plazo para las candidaturas provinciales santafesinas y 22 de junio para las nacionales. Los Partidos políticos, ahora travestidos en "frentes" electorales se alistan para la competencia.
El Frente Progresista Cívico y Social gobernante en Santa Fe quedó partido desde que los subsectores Universidad y M.A.R del principal socio, el radicalismo, optaron por cambiar de bando hacia el frente Cambiemos; pero sin romper la ficha con la coalición fundacional.
De esta manera, el Partido Socialista que llevó a Miguel Lifschitz a la Casa Gris quedó más apegado al otro subsector radical, NEO, aunque sin romper ejecutivamente con los otros dos tercios. Si algo le sobra al Ing. Lifschitz es paciencia. Y perseverancia.
La cúpula socialista decidió que la lista de diputados nacionales la encabezará también un candidato socialista si Antonio Bonfatti decidiera excluirse de la contienda electoral tras el congreso partidario del sábado 27 de este mes. Luis Contigiani, Claudia Balagué (quien le dijo a los suyos - no sabemos si al Partido - que preferiría quedarse como Ministra de Educación para terminar construyendo, ya que está muy satisfecha con los resultados), a los cuales se le sumarían el joven presidente del Partido Socialista Enrique Estévez y Hermes Binner estarían en carrera por la sucesión. "Puede aparecer un tapado/a", intrigó un influyente dirigente.
Los radicales NEO creen que si no se postula Antonio Bonfatti, el socialismo no debería despreciar "el mejor candidato" que ellos puedan poner sobre la mesa. Piensan - vanamente quizás -  en el Ministro de Seguridad Maximiliano Pullaro.
Cambiemos aguarda la decisión presidencial tras la negativa de José Corral de ser cabeza de lista. Mientras aseguran que el Ing. Macri habilitará las PASO (donde se anotan radicales y macristas PRO por igual), presumen íntimamente que el Presidente podría seguir el manual de los líderes: lista única armada por su puño y letra.
En este caso, la mejor defensa es un buen ataque, y arremeten con una lista de unidad necesariamente encabezada por un radical (Mario Barletta). ¿Y sino?.
El peronismo vuelve al centro de la escena política por sus divergencias internas, que serán zanjadas el miércoles 24 de mayo en el Congreso partidario cuando el pleno de 397 miembros resuelva si habilitan las PASO bajo la sigla PJ ó, como en el año 2009, dé lugar a Frentes (debería determinar la cantidad) sin la sigla PJ.
Nombres como Alejandra Rodenas (jueza rosarina auspiciada por algunos senadores y presidentes de comunas e intendentes); Agustín Rossi (con coche propio del FPV); Pablo Dibert ( con la chapa de haber sido mano derecha de María E. Bielsa y ahora con proyecto propio) Ignacio Martínez Kerz (negociando el segundo lugar de la lista de Rodenas), Claudia Giaccone (con la ilusión de los 70 mil votos obtenidos en el 2015 junto a Julio Eggiman) se anotan para la grilla de largada.
En la justicia electoral nacional y provincial se hizo reserva del nombre Frente Renovador Santafesino "UNA" conformado, entre otros, por el Movimiento de Integración y Desarrollo (MID) y la Democracia Cristiana (PDC) y sectores que apoyaron a Sergio Massa, invitando a otras fuerza políticas a incorporarse y/o adherir.
Por lo pronto, el Partido UNIR, fundador del Frente Renovador Nacional intervino el distrito Santa Fe cuya presidente era la dirigente de Venado Tuerto Soledad Diez Tejada, quedando a cargo de la intervención la abogada santafesina Rossana De Giuseppe.
La propia abogada De Giuseppe, Eduardo Romagnoli y hasta el peronista rosarino Diego Giuliano pugnarían por competir en la escudería massista santafesina.
Rubén Giustiniani nos dijo que su  espacio político Igualdad y Participación todavía no definió las candidaturas; mientras que el Frente Social y Popular ya decidió que el actual diputado provincial Carlos Del Frade dispute uno de los nueve escaños para diputado nacional.
El Partido Popular (con origen en Rosario) llevaría a la mediática Amalia Granatta como candidata a diputada nacional.
Danza de nombres para inciertas candidaturas. Son las reglas de la democracia. Los ciudadanos mientras tanto dudan y miran la economía.

Te puede interesar