El legado piemontés

Sociedad 25/08/2014
Con una buena cantidad de participantes y la visita de autoridades de importantes Asociaciones, se concretó una nueva edición de la "Marenda Sinöira", con la finalidad de preservar las costumbres y los platos típicos de nuestros abuelos gringos.

A través de la conjunción de la gastronomía y la música, un puñado de sunchalenses trabaja en la realización de distintas actividades,  con el objetivo principal de  mantener vivas las costumbres de los inmigrantes italianos que poblaron las tierras fértiles del centro de nuestro país. «Mi abuela siempre me decía que haga todo lo posible para que no queden en el olvido las penurias que pasaron». Así se expresó Denso Abatidaga, integrante de la Asociación Piemontesa de Sunchales, mientras compartía una charla con algunos participantes de una nueva edición de la «Marenda Sinöira», expresión que en piemontés significa merienda, casi cena.
El tradicional evento se concretó un año más, y nuevamente el salón principal de la Sociedad Italiana «Alfredo Capellini» fue el escenario elegido para servir a los presentes una  muy buena cantidad de preparaciones, platos fríos y calientes, sabores de antaño heredados de nuestros abuelos gringos. Embutidos, pizza, bagna cauda, son algunas de las comidas que formaron parte del menú ofrecido en la noche del viernes 15 de agosto, el cual finalizó con amarettis y bicerín, conocida bebida de origen italiano.
 Este año, los organizadores locales recibieron con mucha alegría la visita de la presidenta de la Federación de Asociaciones Piemontesas de Argentina, la profesora María Esther Valli, así como la participación de Marta Giai, quien preside actualmente la Asociación Mujeres Piemontesas de la República Argentina (AMPRA). Giulia Olivero, joven italiana que se encuentra en nuestra ciudad participando de uno de los tantos intercambios fomentados por Casa Cooperativa, también estuvo presente.
A la lista de invitados especiales, se sumaron jóvenes de distintas localidades, incluso de otras provincias, quienes se congregaron en nuestra ciudad para desarrollar un encuentro de juventud piemontesa, concretado en la jornada del sábado 16 de agosto.
Muchas de las expresiones piamontesas más conocidas estuvieron presentes a través de las canciones interpretadas por Gabriela Perussia, una reconocida artista oriunda de Porteña, que junto a su acordeón transmite lo vivido en su niñez. El Coro «Cantares de Italia», dirigido por Hermelinda Festa, fue otra de las atracciones musicales.

Marenda Sinöira

Marenda Sinöira. Esta costumbre estaba muy difundida entre nuestros antepasados, quienes luego de un día de arduo trabajo, al regresar a su hogar, realizaban habitualmente este tipo de comida. Como lo indica su nombre, cumplía dos funciones: el de merienda y cena. Por las exigencias físicas de las tareas desarrolladas y por el horario en que se consumía, el menú constaba de preparaciones típicas de una merienda, frías, pero sustanciosas. Esta costumbre aún  hoy se conserva en algunas familias y pueblos del Piamonte.

Te puede interesar